Políticos

Quién es Jeremy Corbyn y cuál es su pensamiento económico

Jeremy Corbyn

Jeremy Bernand Corbyn es un prominente político del Reino Unido y líder del partido laborista.

Corbyn nació en Chippenham, en el sur de Inglaterra. Es hijo de David Corbyn, un ingeniero eléctrico y Naomi, una profesora de matemáticas (quienes eran pacifistas que se conocieron durante la guerra civil española). Jeremy es hermano de Piers Corbyn, un astrofísico y meteorólogo inglés, escéptico del cambio climático.

Jeremy estudió en la Adams Grammar School en Shropshire. Se vínculo como voluntario para trabajar en una organización de ayuda para el desarrollo en Jamaica. Ha trabajado en organizaciones sindicales. Participó también como activista político en contra de la guerra de Vietnam en los años sesenta.

Vida Política

Jeremy Corbyn empezó su trayectoria política en los sindicatos. Cuando tenía 24 años, en 1974, fue elegido como concejal de Haringey, cargo que asumió hasta las elecciones parlamentarias de 1983, momento en que hizo su entrada a la Cámara de los comunes por la circunscripción de Islington del Norte de Londres. En esta cámara Corbyn se ha destacada por su independencia de pensamiento y «falta de disciplina», votando en numerosas ocasiones en contra de las direcciones del Partido Laborista, por lo cual es considerado uno de los legisladores británicos más rebeldes.

En su carrera como parlamentario Corbyn ha defendido diversas causas que han identificado su línea de activismo político, económico y social. Ha apoyado la Campaña para el desarme nuclear, la Unidad de Irlanda, la causa del estado Palestino, la lucha contra el apartheid, en 1984 fue detenido durante una manifestación de protesta en Sudáfrica, también protestó contra la venta de armas a Sadam Hussein. Corbyn generó una gran polémica en el parlamento británico cuando guardó 8 minutos de silencio por 8 miembros del IRA asesinados por SAS, (Servicio Aéreo Especial Británico).

Corbyn también se ha destacado políticamente cuando apoyó la campaña de Amnistía Internacional para extraditar al ex-dictador chileno Augusto Pinochet a España.

En el año 2015, el líder laborista Ed Miliband dimite después de las elecciones generales como jefe de ese partido y Jeremy Corbyn se presenta como candidato para liderar el partido. El 12 de septiembre de 2015 finalmente gana las elecciones internas del partido y sucede a Miliband como el nuevo líder de los laboristas. Tras la elecciones de Corbyn como líder de ese partido, en un solo día se afiliaron más de 15000 personas a ese partido.

Vida personal de Jeremy Corbyn

Corbyn se ha casado tres veces. Su primer matrimonio fue en 1974 y hasta 1979 con la profesora Jane Chapman. Segundo matrimonio: con Claudia Bracchitta, una exiliada chilena con quién se casó en 1987 y con quién tuvo tres hijos, de ella se divorció en 1999. El tercer matrimonio fue con la mexicana Laura Álvarez en el año 2015, quien es su pareja hasta la fecha.

Pensamiento económico

Como partidario y líder del partido laborista, Jeremy Corbyn se sitúa a la izquierda del espectro político británico. Las ideas de Corbyn se pueden identificar, en esta línea, como aquellas que se sitúan en defensa de la clase trabajadora urbana.

Corbyn planteaba la posibilidad de un segundo referendo sobre el Brexit si no se daban unas elecciones generales en 2019. Ahora, en 2019, en medio de la polémica por el Brexit (La salida del Reino Unido de la Unión Europea), plantea una salida ordenada con una relación económica estrecha con Europa.

Del mismo modo, por medio del ministro de Hacienda en la sombra, John McDonnell, se observa que una de las posiciones más radicales de Corbyn es buscar que las empresas cedan el 10% de su participación a los trabajadores, siguiendo el modelo chino en el que los trabajadores son accionistas de las empresas para las que trabajan. Aunque esta idea ha sido criticada como radical por los empresarios, McDonnell sostiene que esto aumentaría la productividad y la motivación de los trabajadores al darles más incentivos para que trabajen por beneficios mayores para las empresas.

Mayor inversión en educación y salud: Como la mayoría de políticos de izquierda Corbyn es favorable a un mayor gasto público para financiar los sistemas de salud y educativo. En el área de salud propone inversiones masivas ( de 13.5 millones de libras) para los hospitales y las dependencias de estos que tratan a personas con problemas de alcoholismo.

Dentro del pensamiento económico de Corbyn también se señala el trabajo por los arrendatarios con una asignación de 20 millones de libras esterlinas de forma escalonada, para crear sindicatos de arrendatarios y ofrecer condiciones más justas en el mercado inmobiliario que permitan a los inquilinos acceder a viviendas dignas a precios razonables.

A Corbyn se le conoce de forma despectiva como el Chávez del Reino Unido, debido a sus posiciones económicas y políticas que coquetean con la izquierda más radical del continente y a nivel internacional.

Corbyn rechaza los programas de austeridad, pues del mismo modo que los pensadores neokeynesianos considera que desaceleran el crecimiento económico y golpean de manera fuerte a las clases populares. Sin embargo, esto no impide que se muestre a favor de la reducción del déficit público mediante impuestos a las rentas de las grandes empresas.

Otra de las propuestas económicas de Corbyn es la nacionalización del sistema transporte público y de ciertas infraestructuras como el ferrocarril británico.

Corbyn es opositor del fracking y busca la nacionalización del sector energético, como área clave del desarrollo económico.

En términos de política monetaria, Jeremy Corbyn plantea una política expansiva que le permita al Banco Central la compra directa de activos y deudas del Estado, lo cual permitiría que el gobierno accediese más fácilmente a dinero para la inversión y construcción de viviendas a gran escala.

Corbyn plantea la creación de un servicio nacional de educación británico, con un amplio presupuesto para mejorar la educación pública.

Así mismo plantea una mayor inversión en el gasto social para reforzar la Sanidad Pública mediante un sistema de salud universal gratuita, sin copagos de ningún tipo, de modo que su financiación dependería completamente del Estado.

Otra de sus propuestas incluyen un salario máximo para los ejecutivos de las grandes empresas, de modo que a partir de cierta cantidad de dinero ya no se puedan aumentar las retribuciones a los ejecutivos, y aplicar un impuesto extraordinario a las empresas públicas que fueron privatizadas y cuya venta se considera barata.

En este sentido el pensamiento de Jeremy Corbyn se sitúa dentro de la defensa de la economía mixta, pero con un alto grado de intervención del estado en materia económica como corrector de los fallos de mercado.

Brexit y apuesta por el número 10 de Downing Street

Tras el fracaso de Boris Johnson en lograr un acuerdo de salida de la Unión Europea que gustase a los parlamentarios británicos, la salida del Reino Unido de la Unión Europea se prorrogó hasta el 31 de enero de 2020. Por otra parte el primer ministro, Johnson, convocó a unas elecciones generales para el 12 de diciembre en medio del desacuerdo institucional sobre el proceso del Brexit.

En 2019, siendo Jeremy Corbyn, líder de laboristas, si el partido laborista llegase a ganar las elecciones del 12 de diciembre, Corbyn podría ser elegido como nuevo primer ministro e impulsar una nueva agenda para el desarrollo del Reino Unido. La incertidumbre sobre la salida, ordenada o no, de la Unión Europea ha puesto a la economía británica en dificultades para crecer a un ritmo fuerte.

Con información de El Español.

comentarios

Arriba