Economía Global

El ex-secretario de energía de Trump carga contra Biden por sus políticas energéticas

Rick Perry crítica a Joe Biden

El ex-secretario de energía que trabajó para la administración de Donald Trump, dijo este domingo que las políticas energéticas de la administración Biden iban por el camino equivocado, relacionándolas con la inflación y asegurando que las restricciones a la industria del petróleo en Estados Unidos están incrementando los costos en casa y podrían llevar a “un desastre”.

Los precios de la energía han saltado en todo el mundo durante los últimos tres meses. El gas natural ha visto su valor incrementado en cerca de un 600% este año, y el referente internacional del petróleo, el Brent, está al alza en más de un 60% en lo que van del año. Actualmente el precio del petróleo se ubica en los 82 dólares por barril.

“Las acciones restrictivas de la administración Biden – no oleoductos – no excavaciones, no financiación de los proyectos de gas y de petróleo a nivel internacional… son una impresionante reversa en la independencia energética lograda bajo la administración Trump”, dijo el ex-secretario de energía Rick Perry a Hadley Gamble de CNBC.

Estados Unidos nunca paró de importar petróleo bajo la administración Trump, aunque la producción doméstica se incrementó. En una base mensual, la producción alcanzó un punto más alto que el consumo durante la mayor parte del 2019 y el 2020, de acuerdo con la Administración de Información de Energía de Estados Unidos.

Pero los datos más recientes de la EIA muestran que ese modelo continuó después de que Biden se convirtiera en presidente en el 2021, incluyendo las exportaciones de Estados Unidos, las cuales continúan excediendo a las importaciones.

En la medida en que los precios del gas se han incrementado en Estados Unidos, la Casa Blanca ha presionado a la OPEC y a sus aliados productores, incluyendo Rusia, para que aceleren los planes para incrementa la producción. Pero este grupo, llamado la OPEC+, dijo la semana pasada que podría apegarse a su plan de comenzar a incrementar la producción en 400.000 barriles diarios solamente desde el mes de diciembre.

“El potencial para el desastre es muy real, tanto desde un punto de vista de seguridad nacional, y también si podemos o no mantener las luces encendidas”, dijo Perry.

Rick Perry supervisó las políticas pro-producción de petróleo durante su tiempo en el Departamento de Energía. Como ex-gobernador del estado de Texas, él tiene lazos cercanos con la industria petrolera de Texas y ha mantenido roles de liderazgo en juntas directivas de dos compañías petroleras.

El problema de la inflación

Aparte de la presión sobre la OPEC para producir más petróleo, la secretaría de energía de Estados Unidos, Jennfier Granholm ha liderado los planes de la administración Biden para desarrollar la energía doméstica limpia, argumentando que los Estados Unidos deberían enfocarse en las energías renovables como una estrategia de largo plazo para asegurar que Estados Unidos “no sea dependiente de sus adversarios políticos”.

Perry señaló que hay una aparente contradicción entre la posición de la administración Biden sobre las energías limpias y su presión sobre la OPEC+ para producir más petróleo.

“Por una parte, tú tienes a John Kerry viajando alrededor del mundo, dando lecciones a la gente sobre el uso de los combustibles fósiles, y por otra parte tú tiene a la Secretaria de Energía, la señora Gramholm presentándose y rogando frente a Su Alteza Real Abdulaziz bin Salma para enviar más petróleo de manera que podamos llevar hacia abajo el precio de la gasolina”, dijo Perry.

“Nuestra gente está sufriendo”, dijo Perry, citando ampliamente los crecientes costos de la energía en Estados Unidos. Él añadió que él cree que un barril a 100 dólares en los siguientes seis meses es una posibilidad”.

La inflación anual en Estados Unidos a ascendido a su paso más alto en 30 años durante el mes de septiembre, a pesar del declive en los ingresos personales, según reportó el Departamento de Comercio de Estados Unidos el mes pasado.

La Casa Blanca y el Departamento de Energía no estuvieron disponibles de forma inmediata para hacer comentarios a la prensa sobre este tema. Granholm reconoció durante la cumbre COP26, que el monto de energía disponible actualmente no es suficiente para reemplazar los combustibles fósiles. Ella dijo que la prioridad de la administración Biden es asegurar que los americanos puedan permitirse calentar sus hogares y llenar los tanques de sus vehículos durante este invierno.

La semana pasada Granholm criticó fuertemente a los líderes de la OPEC y a sus aliados por su decisión de continuar con su plan de producción, que solamente comenzará a añadir 400.000 barriles diarios cada mes desde el próximo año.

¿Usar la Reserva Estratégica de Petróleo?

El presidente Joe Biden culpa a los altos costos de la energía, de manera directa a la OPEC y sus aliados, mientras que algunos extractores de petróleo culpan a las restricciones sobre la industria de los combustibles fósiles. Granholm ha señalado que la pandemia ha ralentizado las actividades de inversión en gas y petróleo en Estados Unidos y las excavaciones.

Para combatir los precios al alza, Granholm dijo a Bloomberg en una entrevista la semana pasada que hacer uso de la Reserva Estratégica de América “es ciertamente una opción sobre la mesa”.

La Reserva Estratégica de Petróleo contiene 714 millones de barriles de petróleo. Está localizada en sitios a lo largo de las costas del golfo de Texas y Lousiana y es la reserva de petróleo más grande del mundo. Está diseñada para amortiguar y proteger a los Estados Unidos de interrupciones mayores a la cadena de suministros global como un desastre natural o una guerra.

Rick Perry señaló que la Reserva Estratégica de Petróleo no está diseñada como un mecanismo de asistencia de largo plazo, añadiendo que recurrir a ella sería un “error tonto”.

“Ella es para un huracán o para algún tipo de desastre nacional que ocurra”, dijo Perry. “Tú vas allí, tú la usas, por un corto periodo de tiempo”, dijo Perry, añadiendo: “Yo no sé que herramientas tenga [Biden] en su caja de herramientas. Pienso que él está improvisando sobre el camino”.

Biden dijo el sábado que su administración tiene “otras herramientas” para hacer frente a los altos precios del petróleo. “Hay otras herramientas en el arsenal que tenemos para actuar frente a otras naciones en el momento adecuado”, señaló el presidente.

Con información de CNBC.

comentarios

Arriba