Análisis

Cuánta deuda estadounidense posee China

Deuda americana que posee China

Con el escenario de fondo de la celebración de los setenta años del gobierno del Partido Comunista Chino, tal vez no es necesario recordar, aunque sí importante para quienes tienen deseo de un conocimiento más específico que China es uno de los grandes acreedores mundiales y posee una gran cantidad de bonos de deuda, especialmente de deuda de los Estados Unidos.

Hoy, en medio del regreso de una política fiscal relajada a Estados Unidos, que le deja a este país un gran déficit fiscal que necesariamente va a tener que cubrir con deuda pública y que van a tener que pagar las personas del común, los políticos americanos deben tener una especial preocupación por la monstruosa deuda americana que el gobierno estadounidense le debe a sus prestamistas chinos. Pues, precisamente, China posee un gran monto de la deuda estadounidense:  1,123 millones de millones de dólares a fecha de diciembre de 2018. Tal vez en este momento, el monto de la deuda estadounidense sea superior.

Entendiendo la deuda americana

Para mediados de 2017, el monto total de deuda oficial que tenían los gobiernos federal, estatal y locales de los Estados Unidos era más de 19.4 millones de millones de dólares. Esta figura ya era de 22 millones de millones para el 17 de febrero de 2019. Aunque algunos expertos consideran que hay 120 millones de millones de dólares en responsabilidades futuras del gobierno federal que se encuentran sin financiación dentro del presupuesto.

De los 22 millones de millones de dólares (Trillones en términos americanos), más de 5 trillones (un poco menos que un tercio) es de hecho propiedad del gobierno federal por medio de fondos fiduciarios. Estas son cuentas dedicadas a la seguridad social, Medicare y otros derechos sociales. En otras palabras, el gobierno se debe a sí mismo sus propios bonos y ha desfinanciado una actividad para poder financiar otra. Este tipo de deuda se caracteriza por instrumentos financieros diseñados conjuntamente por la Reserva Federal y el Departamento del Tesoro de los Estados Unidos

China, por otra parte, ha tomado el papel principal entre los acreedores externos de la deuda estadounidense, comprando 1, 123 trillones de dólares en bonos del Departamento del Tesoro, siendo seguida esta nación por Japón, con la propiedad de 1, 042 trillones de dólares en bonos del Tesoro, a la fecha de diciembre de 2018.

En este escenario China y Japón poseen el 5.1 % y el 4.7% de la deuda estadounidense, respectivamente. La deuda que Estados Unidos debe a Japón no recibe tanta prensa negativa como sí lo hace la deuda que está en manos de los tenedores de bonos chinos, esto principalmente porque se considera que Japón es un país amigo y no ha crecido a tasas de cerca del 7% anual como si lo ha hecho China.

Por qué China tiene en su poder tanta deuda estadounidense.

Hay dos razones principales por las que los prestamistas chinos compraron tantos bonos de deuda del Departamento del Tesoro. La primera y la más importantes es porque China quiere que su propia moneda, el Yuan, esté atada de manera referencial al dólar americano. Esta ha sido una práctica común vista en muchos países desde la Conferencia de Bretton Woods en 1944.

Un yuan pegado al dólar como referencia, ayuda a mantener bajos los costos de las exportaciones chinas, lo cual el gobierno chino cree que ayuda a que su país sea más fuerte en los mercados internacionales. Esto también reduce el poder de compra de las personas que trabajan y ganan dinero dentro de China. 

Apegarse al dólar le da estabilidad al yuan, dado que el dólar es todavía visto como una de las monedas más seguras del mundo. Esta es la segunda razón por la cual los inversores chinos quieren los bonos del Tesoro americano; estos son esencialmente redimibles en dólares. China atrajo algunos titulares en el 2013 y el 2014 al comprar mucho oro para almacenar en sus bóvedas bancarias, pero la red real de seguridad para el yuan es la confianza internacional en el dólar.

Consecuencias de que la deuda americana este en manos de China

Es políticamente popular decir que China posee a los Estados Unidos, porque ellos son un gran acreedor. La realidad, sin embargo, es muy diferente de la retórica.

Mientras que alrededor del 5% de la deuda nacional no quiere decir que ese monto sea precisamente insignificante, el Departamento del Tesoro no tiene problemas en encontrar compradores para sus productos, incluso después de un recorte de la tasa de interés. Si los chinos decidieran, de repente, cobrar todas las obligaciones del gobierno federal con China (Lo cual es imposible debido a los plazos de madurez de estos bonos), es muy probable que otros compradores de deuda entraran en el mercado. Esto incluye a la Reserva Federal, la cual posee más de tres veces tanta deuda del gobierno americano como posee China.

Le puede interesar: La Casa de Papel, Reseña económica de la serie de Netflix

Segundo, los chinos confían en los mercados americanos para que compren sus productos. Mantener un yuan artificialmente bajo es algo difícil para la clase media china, de manera que esto debe ser compensado con mayores exportaciones a Estados Unidos para que los negocios puedan seguir prosperando.

Consideremos lo que el actual arreglo significa: Los chinos compran dólares en forma de bonos del Tesoro. Esto ayuda a inflar el valor del dólar. En intercambio, los consumidores americanos obtienen productos chinos más baratos e inversión extranjera. Como consecuencia, el americano promedio, está mucho mejor si los extranjeros proveen servicios más baratos y a cambio solo demandan unas piezas de papel (Los bonos del Tesoro) a cambio.

Dado el actual escenario de guerra comercial entre China y Estados Unidos, es bastante probable que China siga comprando bonos del Tesoro para mantener el dólar a niveles altos y así compensar los efectos de las tarifas comerciales impuestas por la actual administración en el gobierno americano. De hecho, la guerra comercial ha causado que el dólar sea la moneda más apreciada a nivel internacional, generando grandes retornos para aquellos extranjeros que compran bonos del Tesoro y los redimen en un futuro, cuando el dólar se encuentra más apreciado. 

Sin embargo, el efecto negativo, para los consumidores chinos, de tener tanta deuda estadounidense es que no se pueden adquirir bienes fabricados en Estados Unidos a precios asequibles, tal vez esta sea una de las razones por las que China le vende más a Estados Unidos de lo que le compra (El actual superávit comercial chino, que sería lo mismo que el actual déficit comercial estadounidense). 

Le puede interesar: El imparable ascenso de los bonos con rendimiento negativo

¿Qué se puede concluir?

Mientras el dólar sea la moneda de referencia internacional y Estados Unidos siga siendo la primera economía mundial en términos de PIB nominal, es bastante probable que la deuda americana siga siendo apetecible para los inversores, sobre todos los chinos. Sin embargo, surge la gran incógnita de qué pasará cuando China sobrepase a Estados Unidos como primera economía global. El mundo ya no deseará enviar tantas exportaciones a Estados Unidos, sino que más bien a China, como consecuencia, serán los chinos quienes tendrán la situación más fácil para endeudarse y el dólar empiece a perder su valor en los mercados internacionales. Este escenario, será todo un cambio de paradigma y esperamos estar allí cuando ocurra: será apasionante.

Con información de Investopedia

Click to comment

¿Quieres dar tu opinión sobre este artículo?

Síguenos en Redes Sociales

Copyright © 2019 | Muy Financiero. Diseñado por MVP Themes.

To Top